Home   /   Latinoamerica  /   De la sombra de la CIA a “presidente” de facto
De la sombra de la CIA a “presidente” de facto

¿Quién es la nueva figurita descartable de la Casa Blanca?  Juan Guaidó. En cuestión de horas dejó de ser un desconocido total, pasando a ser nombrado en todo el mundo. Según las encuestas, antes de auto proclamarse presidente de la República Bolivariana de Venezuela sólo lo conocía un venezolano de cada 10. De hecho la afirmación de que es el presidente de la Asamblea Nacional Venezolana es más efímera que su cargo fantasma de “presidente encargado”.

Los cuatro partidos de la oposición, que forman la coalición que tiene la mayoría en la Asamblea, acordaron rotar la presidencia de dicho órgano legislativo. El actual período le correspondía al partido Voluntad Popular, una facción de la ultra derecha violenta, organizadora de los asesinatos durante las protestas del 2014 y 2017, responsable de incendiar personas por el simple hecho de ser chavistas o de colocar cables a la altura de la cabeza en caminos para decapitar motociclistas. Por esto y otros crímenes los principales dirigentes de Voluntad Popular se encuentran presos o fugitivos e imposibilitados de asumir el cargo presidencial en la asamblea, que quedó finalmente para Guaidó.

No es una cadena de hechos fortuitos la que facilitó su fama actual; éste personaje fue creado con precisión y años de paciencia para esta maniobra golpista. Desde los comienzos de la Revolución Bolivariana, Washington comenzó la elaboración de diversos planes para derrocar al gobierno y poner uno adicto a sus intereses, tal cuál fue la intención del golpe fallido del 2002 o de los diversos intentos de asesinato de Hugo Chávez y luego de Nicolás Maduro. Guaidó es un componente clave del plan de la Casa Blanca en la actualidad.

En 2005 un grupo de 5 estudiantes universitarios llegaron a Belgrado, Serbia, para comenzar a entrenarse para una insurrección, promovidos por el Centro de Acción y Estrategias No Violentas Aplicadas (CANVAS). Esta organización es financiada por National Endowment for Democracy (NED), que es una agencia de la CIA, conocida como la “CIA en la sombras”.

CANVAS es un grupo que surgió de Optar, organización serbia fundado por Srdja Popovic en 1998 en la Universidad de Belgrado, utilizada y financiada por Washington para fomentar las protestas que luego derrocaron a Slobodan Milosevic. Luego del golpe de estado en Serbia, ex miembros de Optar fundaron CANVAS, con el fin de capacitar principalmente a estudiantes universitarios en mecanismos o acciones para desestabilizar gobiernos. Tales acciones han sido utilizadas en las denominadas “Revoluciones de colores” en Europa del este; una de ellas, en Ucrania, tuvo como fin deponer al ex gobierno pro ruso. Maniobras similares tuvieron lugar en el 2007 en Venezuela.

Lo aprendido por esos “estudiantes universitarios” fue puesto en práctica dos años después, ya con Guaidó recibido. Se conformó un grupo denominado “GENERACIÓN 2007”, formado por los principales organizadores de las protestas por RCTV y encargados de obstaculizar el referéndum constitucional de Chávez, donde Guaidó participó activamente, encargándose de la organización de marchas y mítines. Las técnicas trasmitidas por CANVAS y la gran cantidad de dinero que provenía de la oligarquía venezolana y la USAID fueron los medios más importantes para llevar a cabo tales procedimientos.

Para aseverar estos hechos, vale mencionar que en el año 2007 Wikileaks filtró un cable del Departamento de Estado Norteamericano elogiando a la “GENERACIÓN 2007” por las acciones realizadas ese año.

Estos personajes organizaron en 2009 su manifestación más provocativa, ese año Guaidó fundó Voluntad Popular para canalizar el odio anti-chavista fomentado por “GENERACIÓN 2007”. En adelante las acciones fueron cada vez más violentas hasta alcanzar sus punto más alto en 2014 con las “guarimbas”, cometiendo desde delitos menores hasta asesinatos  donde el “presidente encargado” fue un actor destacado en la organización de dichos eventos.

La Casa Blanca hace varios años que prepara diferentes agentes para derrocar al gobierno venezolano, y hoy ha mostrado una de sus cartas (totalmente desechable llegado el momento). En los últimos días solo debieron instalar por sus medios de comunicación que Juan Guaidó es un campeón de la democracia y un luchador incansable de los Derechos Humanos. Ocultando el desprecio que éste personaje tiene por la vida humana de sus connacionales, tal cual demuestra su accionar histórico, los “democráticos” promueven una intervención armada de Estados Unidos, que sin lugar a dudas causaría la muerte y el sufrimiento de millones de hermanos venezolanos.

El conflicto en Venezuela debe resolverse en paz y puertas adentro, tal cual reza el llamado de Evo Morales a la unidad del pueblo latinoamericano para llegar a una resolución pacífica en Venezuela.

 


Referencias

http://misionverdad.com/entrevistas%20/la-creacion-de-juan-guaido-como-el-laboratorio-para-cambios-de-gobierno-de-estados

http://www.radiomundial.com.ve/article/evo-morales-pide-unidad-latinoam%C3%A9rica-ante-intervenci%C3%B3n-en-venezuela

Etiquetas

Notas Relacionadas